domingo, 31 de julio de 2011

Maniaticas



Era un simple día más de su existencia, después del instituto, que, cómo no, decidieron dejar pasar un par de horas hablando en El Banco. Estaban Liviu, Pache, Guille y Angello. Guille se quedó 15 minutos y decidió irse, ya que tenía que llamar a su novia, a la que llamaba todos los días después de clase a la misma hora, y claro está, ese día no suponía una excepción y debía cumplir con su deber, así que se fue (también tenía que alimentar a la Constri). Se quedaron los tres hablando diferentes y aleatorios temas. Pache y Angello empezaron a hablar de cosas de clase, y a Liviu eso se la sopla un poco, ya que no va ni al mismo instituto que ellos. Se quedó mirando el paisaje, los árboles y a la gente que pasaba por allí; empezó a escuchar unos pasos de tacones acercándose hacia el banco por detrás, giró la cabeza para poder ver qué era, pero solo vio la cabeza de una mujer, con una nariz bastante grande y con los rasgos de la cara muy pronunciados y masculinos, pelo largo y rizado. Volvió a mirar hacia adelante, para observar con más detalle a aquella mujer y vio a otra, que iba delante de la del pelo rizado y que debió ser que justo cuando miró el árbol tapaba su figura.

Los tres se callaron y empezaron a mirar a las dos mujeres. La primera iba arrastrando la pierna izquierda y llevaba unos vaqueros cortos, un top y el pelo liso y negro; los brazos los tenía muy musculados. Se quedaron anonadados y decidieron mirar a la segunda mujer que iba justo detrás de la que se iba arrastrando, que por cierto les estaba mirando con mala cara. Empezaron a analizarla rápidamente de arriba abajo. Llevaba una falda corta que dejaban a la vista unas piernas musculadas, con pelillos duros y negros, no muy grandes pero que se podían ver a simple vista, siguieron mirando y pudieron ver un torso de tamaño normal, pero muy fibrado, cubierto por un top también. Llevaba unos tacones con los que apenas podía andar. Tras analizar la situación los tres llegaron a la conclusión de que debían ser travelos y querían empezar a reírse, pero esa mirada continua y amenazante se lo impedía, miraron hacia delante, intentando aguantarse la risa. Pache soltó por lo bajo y con cierto timbre de temor en su voz: ''Si nos reímos seguro que nos follan, se sacan la tranca y nos follan''. Ese fue el factor decisivo para que los tres se empezaran a reír deliberadamente y entre lágrima y lágrima, que caía de sus ojos ante tales figuras, pudieron observar que tanto el/la que cojeaba se dio la vuelta y el/la que los estaba mirando intensificó su expresión facial hacía lo que había dicho Pache, pero por suerte, tanto para su integridad anal y como para su dignidad, los/las hombres/mujeres siguieron andando.
Luego, Pache, consiguió pronunciar unas palabras, bastante mal pronunciadas debido a que se mezclaban con las carcajadas y que ni Liviu ni Angello se enteraron de lo que dijo, pero venía a ser más o menos esto: ''Pena que no esté Guille aquí, se saca la Constri y les enseña quién manda aquí'' y se siguió riendo.

Ya lo bastante lejos del banco, Liviu gritó:''GUAPAAAAAAAAS'', esto provocó que la/el del pelo rizado y faldita girara la cabeza y les lanzase otra mirada como la de antes.

Desde entonces siempre que los ven piensan y dicen: ''Estos nos follan, seguro, son como los elefantes, se acuerdan de todo y también tienen una trompa semejante''

viernes, 29 de julio de 2011

THIS IS MANETI!


Montaje realizado por Diego (el del yo-yo verde)

Serenata nocturna


Era un día de este verano, y Liviu dormía en casa de Pache, debido a que al siguiente día iban a la Sonisphere. Aburridos en casa de Pache, decidieron ir al parque de al lado de la casa con la guitarra y el bajo, para tocar un rato bajo la luna. Al cabo de un rato, ya dejados los instrumentos a un lado, a Liviu le entraron unas ganas de cagar que no eran normales, así que Pache dio...un consejo como otro cualquiera:

-Pues planta un pino en el campo de fútbol, ahí en el centro.
-Uff...ahí hay mucha luz... - dijo Liviu - pero en la portería sí.

Se lo pensó durante un rato, miro atento a ver si se acercaba alguien, cogió unas hojas y se volvió para la portería.
Para sorpresa de Pache, Liviu se bajo los pantalones justo en el medio de la portería y empezó a hacer lo que mejor sabía hacer (sin contar con robar cobre, claro esta).
Al terminar Liviu dijo:

-Que preciosidad...es una obra de arte... mira que...es que no tengo palabras para describirlo - dijo convencido de sus palabras al ver el suave brillo del zurullo bajo la tenue luz de la luna. Pache se acercó para apreciar su belleza de cerca, pero no la veía, dado que no llevaba gafas. Al cabo de unos segundos la encontró, la estaba casi pisando...

- Puajjj!! - dijo Pache mientras se alejaba corriendo.

Los dos abandonaron el campo de fútbol. Ya alejados varios metros, observaron una familia dirigiéndose al campo con una pelota de fútbol. Pache y Liviu se descojonaron y siguieron su camino.

domingo, 24 de julio de 2011

Peripecia mediterránea


 Os contaré esta aventura recién salida del horno. Liviu al aparato, desde un hotel en Castellón del mar, en el cual estoy pasando unas mini-vacaciones.
 Todo empieza con el hecho de coger una colchoneta inflable para hacer, como no, el imbécil. Estuve haciendo el tonto un rato con ella, hasta cansarme, y decidir que ya era hora de descansar un rato, pero sin ir a la toalla. Me tumbe en la colchoneta boca arriba mirando el cielo, dejando llevarme por la marea, hasta llegar a la orilla; pobre desgraciado, para mi suerte, la marea me llevo mar adentro y para cuando me quise dar cuenta estaba a unos 30 metro de la boya roja y casi en la otra playa. Miré hacia la orilla y la gente no era más que puntos negros, y no precisamente porque fueran de color. Me dije a mi mismo: ''Me cago en mi puta vida, ¿qué cojones he hecho?'' y empecé a intentar avanzar hacia la orilla, pero eso no se movía. Me quedé sentado en la colchoneta pensando las opciones que tenía, que no eran muchas. Pensé en dejar la colchoneta y ir nadando, ya que iría más rápido, pero seugramente me hubiese ahogado antes de llegar a la boya. Oí un ruido de motor, y dije: ''Ya está, ahora me va a atropllear un barco, lo que me faltaba...'' pero al girarme para ver con mis propios ojos mi estúpida y futura muerte, resulta que no fue así, sino más bien era un regalo enviado por el propio Júpiter. Era un chico en moto acúatica, que amablemente me preguntó: ¿Qué haces aquí?
Le conté todo lo pasado y me ofreció llevarme hasta la boya amarilla. Me dije: ''Por la polla de Júpiter, los dioses me sonrien'' y acepte su oferta, ya que rechazarla habría sido un poco estúpido por mi parte. Me agarré a la parte trasera de la moto y montado en mi colchoneta me dejé llevar hasta la boya amarilla. Al llegar se lo agradecí y se fue. Volví a la orilla y tue que andar un rato hasta volver a encontrar la toalla. Mis padres ni se habían percatado de lo ocurrido, como tampoco lo hizo el vigilante. Creo que no volveré a llevar la colchoneta.

Un saludo a todos desde Castellón de la Plana.

sábado, 23 de julio de 2011

Patada...¿mortal?


Corría un día de este Verano, en casa de Liviu estaban él, y Pache. Iban a hacer un papamoscas (comida entre horas). Liviu preguntó a Pache qué quería para comer, a lo que contestó que un yogur. Pache cogió el yogur él mismo, ya que Liviu estaba ocupado cogiendo Leche para unos crispis. Éste vio demasiado fácil coger el yogur como los mortales, así que decidió hacerlo más interesante. Pache lanzó el lácteo por los aires, volviéndolo a coger, hasta que una de esas acrobacias acabó con Pache luchando con el yogur para mantenerlo en su mano, pero el intento falló. Pache al no poder cogerlo con la mano probó suerte con el pie, pero se pasó de fuerza y le asestó una fuerte patada, haciendo que el yogur se esparciera por las paredes. Pache y Liviu se quedaron anonadados por lo sucedido...

Pache fue a recogerlo, pero vio un cacho de piña (el sabor del yogur) y vio oportuno lanzárselo a Liviu, pero éste lo cogió y lo volvió a lanzar contra Pache que lo esquivó y acabó pegado en la pared. Luego Pache recogió todo.

miércoles, 20 de julio de 2011

Verano Azul


Era un día de Verano, y se celebraba "bici crítica", que es una especie de manifestación que se celebra cada Martes, al final del mes y su fin es que el ayuntamiento no se olvidae de las bicis y de aumentar el carril bici. Liviu y Pache los acompañaban en patines.
Ya pasado un tiempo recorriendo en la ciudad nos encontramos con un grupo de ancianas, que estaban sentadas en un banco, hasta que una de ellas se levantó entusiasmada y dijo:

- ¡¡ Ese Verano Azul, que no se diga !!

Acto seguido empezó a cantar la canción de la serie de Chanquete, Verano Azul y cuando llego a la parte que no se sabía empezó a taraearla.
Todos los participantes de la bici critica empezaron a reírse descontroladamente de las alocadas fans de verano azul.

domingo, 17 de julio de 2011

La caída del ''Romano''

A la vuelta del "Paprika" Liviu y Pache decidieron que hacía buena noche para ir a patinar, ya que el día anterior había diluviado. Al entrar al skatepark, se dividieron: Pache optó por ir por la tierra, y Liviu decidió ir por el caminito de tierra, aparentemente seca. 

Pache ya se encontraba en la pista, esperando a que Liviu se reuniera con él, pero éste no aparecía. Pache extrañado miró por los alrededores, pero no le vio. Siguió buscándole con la mirada, hasta que vio una silueta incorporarse, era Liviu. Pache se acercó para comprobar si Liviu estaba bien, y preguntar lo sucedido.
Liviu, ya de pie, de lo único que se preocupó fue de si se le había roto la camiseta, que acababa de comprar en el Primark. Al mirarse el brazo descubrió esto: 


Pache le preguntó si estaba bien, a lo que afirmó con la cabeza.

Emilio (un tipejo de Villanueva de la Torre (el pueblo de al lado) muy peculiar y que le gusta afirmar lo obvio) fue donde estaba Liviu, le preguntó si estaba bien, y al rato no se le ocurrió mejor cosa que decir que:

- Tranquilo tío, a ti si te preguntan, te has caído, ¿vale?

Pache y Liviu se miraron, y después le echaron una mirada con la que daban a entender que esperaban una explicación de lo que acababa de preguntar, pero no hubo tal explicación. Entonces los dos, a la vez, dijeron:

- ¿Y qué acaba de pasar, gilipollas?

Emilio se limitó a reír tontamente. 

:)

sábado, 16 de julio de 2011

Toma regalito por ese culo!

Debido al día de retraso que hemos tenido con la última entrada hemos decidido compartir con vosotros este maravilloso fruto del aburrimiento.

martes, 12 de julio de 2011

Probadores



   Antes de contar todo esto, es necesario saber que Pache, justo el día anterior se había caído de la tabla rodando y raspándose el culo, se hizo bastante daño; ahora comprenderéis por qué os cuento esto.

   Estaban un día de compras, Pache y Liviu, y se encontraban en una tienda llamada Primark (según Pache es Paprika, pero dejemosle soñar, ya que es gratis). Tras elegir minuciosamente los atuendos, decidieron ir a los probadores a ver qué tal les quedaba toda esa ropa, que con tan sumo cuidado habían elegido. Estuvieron meditándolo y acordaron entrar los dos al mismo probador, para opinar sobre qué tal les quedaba la ropa sin tener que estar yendo de probador a probador. Entraron a uno que estaba vacío, corrieron la cortina y se pusieron manos a la obra. Pache se quitó los vaqueros para probarse otros, para hacer esto se sentó en la silla que había. Al sentarse pronunció estas palabras:

- Joder tío, aún me duele el culo de anoche...
- ¿Sí? ¿Aún te duele mucho o que? - preguntó Liviu preocupándose por la salud física de Pache.
- Sí tío...

   No se dieron cuenta de lo tremendamente gay que parecía eso, pero parece que unas señoras que estaban afuera sí. Las señoras empezaron a reírse, no paraban, además, a medida que se iban se les oía su constante risa alejándose poco a poco. Se quedaron embobados preguntándose por qué se reían, hasta que se dieron cuenta y se empezaron a reír también. Al salir de los probadores se sintieron presas de unas miradas lascivas y burlonas, pero les dieron igual, ambos tienen tan clara su masculinidad que eso les importaba un carajo.

   Como aquellas prendas habían sido de su agrado fueron a pagarlas a la caja. Esperaron un rato en la cola, hasta que por fin les tocó pagar. La conversación con la cajera fue más o menos así:

- Pasen por aquí - dijo la cajera, rubia, de unos 30 años.

    Liviu y Pache se acercaron.

- Huy! pero que guapo eres chaval - dijo la cajera mirando a Liviu.

   Liviu, cómo no, estaba empanado y ni siquiera se enteró.

- Que... qué guapo eres - insistió la cajera sosteniendo la mirada.

   Liviu seguía sin enterarse. Pache, al ver eso, avisó a Liviu de que le estaban hablando.

 - ¡Tú! Que te están hablando atontao', no te enteras de nada.
 - ¿¡Qué!? - dijo Liviu exaltado, como cuando despiertas a alguien a gritos.
 - Que... eso... que eres ...muy guapo - volvió a repetir la cajera por tercera vez, algo más timida que la segunda vez.
 -  ¡Ah! Gracias - dijo Liviu dedicándole una sonrisa.

                                                                Pache estaba así:

domingo, 10 de julio de 2011

El Paisano



Era otro día de verano a mediodía. Pache había quedado con Liviu para comprar cuerdas para la guitarra y para acompañar a Liviu al banco para zanjar unos asuntos.
Ya estando juntos, fueron al banco y luego  a la tienda "Musicalia" a por cuerdas. Al ver que tardaron muy poco y se quedaron ganas de hacer más cosas decidieron ir a buscar a Maneti a su casa. Ya estando ahí, llamaron al timbre, pero no contestó Maneti, sino su hermana, la cual nos ofreció pasar, pero decidieron no hacerlo ya que parecería que la íbamos a violar, ya que se encontraba sola, así que decidieron pasar de Maneti y fueron a sentarse en el banco de una plaza, "La Vives".
Ya asentado el campamento en el banco, se quedaron hablando y mirando la gente que pasaba, todo parecía normal. Hasta que de repente paso un hombre mayor, que al parecer esta un poco ido de la cabeza, aunque el hombre es muy majo y alegre. Pues bien, aquel humilde hombre pasó justo por delante del banco, y al mismo tiempo pasó un hombre de color, bastante fuerte... a lo que aquel hombre dijo:

- Qué pasa paisanooooooooo!!!!

Aquel hombre de color se giro extrañado, mirando con sorpresa, acto seguido giró la cabeza de nuevo e hizo un gesto de negación con sonrisa en la cara. ( Le llega a tocar uno con mala hostia, y ese hombre no sale bien parado)
Justo cuando dijo aquellas palabras nos miró y dijo:

-Qué pasa colegaaaaaaaa - mirando a Liviu
-Qué pasa machoooooteeeeeeee - mirando a Pache

Se quedaron mirando al hombre con cara muy seria, y contestándole entre risas:

-Qué pasa!

Pache y Liviu se miraron y dijeron: "Que salao!" y empezaron a reir.


Espero que hayáis disfrutado! :)

viernes, 8 de julio de 2011

El Dormilón

Aquí tenemos a Pache durmiendo, y Liviu, como se aburría decidió despertarle de una forma poco ortodoxa :D
Aquí os dejamos el vídeo.


Después de parar el vídeo, se incorporó otra vez, con la mirada perdida y dijo:
''Me he meado en la cara?''
La risa de Liviu fue interminable.

Perro Fucker


Esta historia comienza con el simple hecho de que Liviu decidió ir a dormir a la casa de Pache. Resulta que Pache tenía el perro de su abuela en su casa, debido a que el patio de su abuela estaba en obras. Pache, a los pocos minutos de llegar Liviu, decidió que sería conveniente y divertido sacar a pasear al perro entre los dos.
Liviu aceptó, con mucho entusiasmo, ya que le gustan bastante los perros. Le pidió a Pache que se lo enseñara y acto seguido fueron al patio de Pache. Al entrar Liviu al patio, el perro se le plantó delante suya mirándole fijamente y luego pegó un salto enganchándose en la pierna de Liviu para hacer cosas indecentes con ella. Liviu se empezó a descojonar y empujo al perro, pero éste insistía constantemente. 
En el patio, hay una escalera de obra que conduce a la ventana del dormitorio de Pache, que se encuentra en el primer piso y último. Liviu decidió subirse para ver como reaccionaba el perro. Se subió a la escalera hasta que al perro le resultó imposible alcanzarle incluso estando a dos patas, tras un rato de pegar saltos y gruñir, el perro decidió subir por la escalera, y lo hizo. Liviu y Pache se quedaron asombrados al ver la capacidad del pequeño canino subiendo una escalera. Ya al ver que se encontraba muy alto, Pache lo bajó, por su propio bien.

Decidieron seguir con lo que se habían propuesto, sacar al perro. Ya en la calle, el can parecía totalmente otro, ya que no mostraba deseo alguno hacia la irresistible pierna de Liviu. Decidieron ir al skatepark, que está a unos 15 minutos a paso mortal. Por el camino, se encontraron con una parcela de tierra vacía rodeada por una fina valla y al otro lado había otro perro. Pache y Liviu decidieron dejarles para ver que hacían. Se empezarón a olfatear la nariz mutuamente, hasta que el perro de la abuela de Pache (Crispin) se dio la vuelta, levantó la pata y empezó a mearle en la cara al otro perro, que se apartó rápidamente y empezó a gruñirle. Crispin se fue con la cabeza levantada y la cola en alto. Liviu y Pache no daban crédito de lo que acababa de pasar, ese perro no solo era un Fucker sino que también tenía un par de huevos (sí, como los de Little G) bien puestos.

Siguieron su camino hacía el skatepark sin que pasara nada fuera de lo normal. Ya en el skatepark, al ver que no había nadie, fueron al césped, que es donde suele estar la gente que suele acudir al skatepark pero no patina, las horas en las que es skatepark parece el maldito infierno. Fueron allí, y se encontraron con varios conocidos. Soltaron a Crispin para ver si se ponía a hacer lo que mejor sabía, pero nada. Parecía totalmente otro perro, uno normal y aburrido. Al ver que Crispin no daba ningún signo de querer mantener relaciones sexuales no consentidas con las piernas de los allí presentes, se pusieron otra vez en marcha para volver a la casa de Pache. 

Por el camino de vuelta no paso nada fuera de lo normal. Al volver llevamos a Crispin de vuelta al patio, y volvió a sentir un irresistible deseo por la pierna de Liviu. Los dos sentían un profundo sentimiento de tristeza, al ver que el espíritu fucker de aquel pequeño perro solo se activaba cuando estaba en el patio de la casa de Pache, debía de ser que la combinación Patio + Pierna de Liviu resultaba irresistible para él. Le dejaron ahí y fueron a hacer un Papamoscas. 

Espero que os haya entretenido :)

martes, 5 de julio de 2011

El Escalador


Era un día después del instituto, que Liviu y Pache, debido a que van a institutos diferentes, deciden quedar en un banco cercano a sus casas, para verse después de las clases. Justo delante suya, había una caseta, que tenía una ventana con rejas, y justo al lado una farola. Pues bien, Pache y Liviu mientras hablaban de sus cosas vieron a un chaval de unos 12-13 años jugando en la caseta, pero le ignoraron, ya que parecía el típico niño normal que corre por correr. Al poco tiempo de correr, debe ser que el niño se cansó de correr...sería demasiado fácil, así que decidió escalar la caseta. Liviu y Pache se quedaron empanados mirándole justo cuando pasó...

El niño dejó de dar vueltas, miró fijamente la caseta, y fue corriendo hacia ella, colocó un pie en la reja, luego el otro y se quedó un rato pensando cómo subir. Poco tiempo después reaccionó, y colocó solo un pie en la farola. Cuando fue a hacer fuerza para levantarse, su pie resbaló golpeando así su cabeza contra la farola y cayendo al suelo.

Pache y Liviu se descojonaron y decidieron poner el mote de: El Discípulo de Pache (por la entrada El Spiderman) .

domingo, 3 de julio de 2011

Joaquín, el valiente.

Bien, tenemos que empezar describiendo a este ilustre personaje. Joaquín, el pikachu, que en su defecto ha derivado a Joaquín el valiente, ya explicaremos por qué. Joaquin era el novio de la madre de Guille, el Constrictor. Era un hijo puta, machista y un irrespetuoso. Hace más de 3 años que la madre del Constri y el valiente lo dejaron.
Hace unos meses, buscando la carpeta de porno en el ordenador de Guille, Pache encontró estas fotos en la carpeta de Descargas.
Este es Joaquín!


Le llamaban Pikachu porque Pache y Guille decían que tenía cara de Pokémon y así se le quedó :D

Cocinando el jodio :D

Que salao!

xDDDD

Aquí está la razón de por qué el apodo de ''el valiente'', porque tiene un par de huevos!

Acabó reventado, cocinar es duro amigos y por eso es tarea de mujeres


Esperemos que veas esto querido Joaquín, y desde aquí te mandamos un saludo :D

viernes, 1 de julio de 2011

Día de Boxeo


Corría un cálido día del Verano pasado, habíamos quedado en "El cuadrado", una plaza bastante buena para patinar, donde pasábamos la mayor parte de nuestro tiempo. Estaban Liviu, Pache, Jesús, Diego "Señor X" ( El señor X, es un chaval que no quiere que se publique esta entrada porque salían cosas de él y porque no se llevan muy bien Liviu y él, así que para joder dice que no quiere que aparezca nada suyo, taparemos su cara y pondremos Señor X en lugar de su nombre, aún así como es muy maduro, dice que aún borrando todo lo suyo, nos va a pegar si lo publicamos, y como nos gustan los retos, ¡pues lo vamos a hacer!) (a medida que salgan los personajes los iremos describiendo brevemente).

Todo comenzó cuando vimos llegar a Jesús, que es un chaval del pueblo de al lado, Villanueva de la Torre, es alto, ni delgado ni gordo, no puedo especificar cómo ni de qué color lleva el pelo, así que no lo haré, bastante simpático y un poco peculiar. Venía sonriendo y con dos pares de guantes de boxeo en la mano. Nos pidió que echáramos unos guantes y como no teníamos nada mejor que hacer, aceptamos.

El primer combate de todos, fue un Jesús VS Liviu, marcando nada más para calentar,  nada serio, (he de resaltar que Jesús sabe bastante boxeo, y Liviu no tiene ni puta idea, así que le iba enseñando poco a poco técnicas básicas y movimientos) aquí os dejo unas fotos


Tras el calentamiento, hicieron un descanso, y tras el descanso volvieron a la carga más seriamente


Parecía que Liviu solo recibía, hasta que..


(Aquí se lanzó Liviu a por Jesus cual Goku cuando atravesó a Piccolo con la técnica del Dragón)


Pero lo divertido no fue eso, sino que después le entraron ganas de "jugar" a nuestro amigo Señor X, un personaje pintoresco, que antes estaba gordo y adelgazó un huevo, al igual que Jesús y Pache y al Señor X al adelgazar le cambió el humor repentinamente.

Era un Liviu VS Señor X, esta vez ''Señor X'' fue el que recibió, aquí dejo imágenes...


 (En este combate Liviu le causo una hemorragia en la nariz al Señor X)

Aquí podemos observar la hostia que le da Liviu al Señor X, mientras que nuestro amigo el Señor X posa para la foto. Tenemos pocos detalles del combate, pero todo, o la mayoría de éste fue así.

A las pocas horas, vino un chaval, que se nos acoplaba no sabemos por qué. Pero Pache después del combate con Diego (el chico del yo-yo), quería una presa fácil, así que ofreció un combate a aquel extraño chaval.
Aquí tenemos una foto de él...



                                                             

El chaval, para integrarse debió de sentir la obligación de aceptar, a pesar de estar acojonado.
Ya en el combate Pache VS Chaval, especificaron una sola regla...No valía dar en la cara...
Pero ya en el combate, Pache no pudo resistir la tentación y nada más empezar le propinó un fuerte golpe en la nariz, haciendo que le salieran las gafas por los aires. Pache miró asombrado por lo que acababa de hacer, ya que el golpe, según él, fue instintivo.
Tras un buen rato de "combate" Pache decidió ponerse a charlar con Liviu mientras peleaba, dándole la espalda al contrincante. El chaval creyó que Pache estaba distraído y pensó en darle por la espalda...pero nada más lejos de la realidad, Pache se percató, y sin dignarse a mirar al chaval le dio un puñetazo en la cara casi a ciegas (hay que añadir que el chaval se creía que la postura de guardia del Tekken que tiene el cánguro era buena, ya que la utilizaba constantemente). Tras recibir el impacto las gafas del chaval salieron volando y aterrizaron si dañarse lo más minimo, fue a por ellas y las intentó recoger con los guantes de boxeo puestos, pero sin éxito, se los quitó, comprobó si estaban bien y se sentó otra vez sin dejar que alguna palabra abandonará sus labios y que algún gesto de dolor se mostrara.
Preguntamos si la integridad física de las gafas seguía intacta y nos contestó un rápido y tímido ''Sí''.

Poco después, el Señor X volvió a la acción, ya su nariz recuperada del impacto de Liviu. Esta vez era contra Pache.
Establecieron la misma regla del chaval, nada de cara, pero una vez más Pache la rompió en el primer golpe. Así que el ''Señor X'' indignado dijo:

-Ah, con que esas tenemos, ¡Pues venga, con cara!
-Venga! - contestó Pache

Y al parecer, la mala suerte de el Señor X no despareció, porque en este combate también acabó mal, aunque esta vez no sangró. Pache no solo se saltó la regla de la cara, sino que también le propinó un codazo en la sien a el Señor X. Y sí amigos, hay foto.


Combo Breaker
 (Click en la imagen para agrandar)

PD: Señor X = a Cobo, que ha decidido dejarnos publicar su nombre y rostro sin problema alguno, un acto que se agradece bastante teniendo en cuenta su odio injustificado hacia Liviu, ¡así que Gracias!

Fan Art

Aquí os dejo un dibujo hecho por Iris de la Mora :)
Que le pareció gracioso hacerme una caricatura y sin pensarlo dos veces, la hizo.
¡Nuestros agradecimientos por ello y por apoyar nuestro blog!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...