martes, 28 de junio de 2011

Día de piscina



Era un día de hace un par de veranos, pero no por ello es menos divertido.
Estaban en la piscina municipal Guille y Pache (y personas que no vienen a cuento, ya que ahora no se vienen con nosotros y no merece la pena citarlos.), ya que Liviu aún no se había integrado en el grupo porque ni él quería conocer a Pache, ni Pache a él.

SUCESO 1
Pues bien, estaban bañándose tranquilamente, cuando una niña salvaje apareció salpicando a Guille y a Pache repetidas veces. Éstos la pidieron que parara, que molestaba, pero la niña insistía e insistía, así que Pache la salpicó, pero un poco más fuerte...la niña casi se ahoga.
El padre de la niña, que debe ser que solo vio como Pache la salpicaba, fue en la ayuda de su hija, diciendo:

- Tú, gilipollas, ¿qué coño haces?
- Hacer que parara - dijo Pache con "poker face"
-¿Te salpico yo a ti? - Amenazó el extraño hombre
-Pues bueno - contestó Pache sin perder la calma

Aquel extraño hombre entró a la piscina llevándose a su hija insultando por lo bajo.

SUCESO 2


Ya pasadas varias horas de lo de la niña, seguían Guille y Pache en la piscina, más arrugados que una pasa. Al cabo de un instante, vino una persona con el pelo rubio que le llegaba por el hombro, cara femenina, un poco gordo y con tetas más o menos protuberantes. Cuando estaba nadando cerca nuestra, me entraron unas dudas repentinas de si aquella persona era un tío o una tía, no pude esperar la respuesta, así que pregunté a Guille sin reparo:

- Guille...ese/a es un tío o una tía - preguntó Pache por lo bajo
- Pues...no lo se - Respondió Guille extrañado

Debió ser que aquella pregunta por lo bajo, no era tan por lo bajo, que...

- Soy un tío, imbécil - Respondió con furia aquel extraño hombre (al parecer) a la duda de Pache.

Pache y Guille se quedaron perplejos al ver que el "hombre" les había oído. El "hombre" salió del agua y se fue insultando al padre de Pache, no le volvieron a ver más en toda la tarde.

Al cabo de unas dos horas, Pache fue a mear al baño de la piscina. Mientras estaba con la faena, oyó cómo se abría la puerta, y entraba alguien. Aquel individuo se puso a mear al lado de Pache, a pesar de que había bastantes sitios libres. Pache giró la cabeza lentamente y vio que aquella persona era el/la tío/a de antes, volvió su cabeza a la posición original rápidamente, mirando a la pared, oyendo cómo el "tío" soltaba un leve risa de superioridad. Pache terminó rápido y se fue corriendo.

0 comentarios:

Publicar un comentario

¡A comentar!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...